Disfunciones Sexuales

La sexualidad se expresa de muchas maneras. Un error es pensar que hay una única forma de hacerlo que quepa en el terreno de “lo que es normal” y es por esto por lo que en la población se encuentran tantas dudas y tantas interpretaciones y leyendas urbanas al respecto de las conductas sexuales y de lo que es una sexualidad sana.

El objetivo que se persigue puede variar también, desde compartir e intercambiar amor a elevar el ego personal o relajar fisiológicamente una necesidad concreta, etc. Si los objetivos son múltiples, también encontramos muy diferentes maneras de vivir la sexualidad con o sin pareja, con o sin contacto físico, con fantasías, pornografía, auto-estimulación, de forma compartida, con intercambios, parafilias…..

En este apartado relacionado con la patología dual, se hace énfasis en los trastornos o disfunciones sexuales que se presentan a menudo acompañando el consumo de sustancias o con otras adicciones psicológicas. En este apartado se abordan las patologías relativas a:

  • Trastornos del deseo sexual
  • Trastornos de excitación sexual
  • Trastornos de erección del varón
  • Trastornos orgásmicos
  • Trastornos por dolor, dispareunias
  • Trastornos debidos a traumas
  • Trastornos debidos a enfermedad médica
  • Parafilias

Es cierto que de la misma forma que el sueño se altera con facilidad cuando hay algún problema y es una de las primeras señales o alarmas, la sexualidad también es sensible a lo que nos acontece en otros terrenos emocionales, cognitivos o físicos. Por ello lo encontramos a menudo en nuestra consulta.